lunes, 11 de julio de 2011

¿Progresamos?

Raquel y Cristina no pueden adoptar o tener un hijo registrado como vástago de ambas. En el caso de que lo hiciesen, las leyes civiles (no progresistas), las perseguirían por romper las normas de esta democracia cristiana que aún a día de hoy seguimos arrastrando.
Pasaría todo lo contrario si Mohamed y Alia quisiesen tener 5, 6 ó 7 hijos. Ellas, llevando velo desde los 8 años y ellos nacidos en un patriarcado en donde fomentan el odio hacia una mejora y progresismo que parece que va como los cangrejos, hacia atrás.
Mientras se aprueban leyes como las del matrimonio homosexual y se endurecen las penas por maltrato de género... una libertad religiosa empieza a poner en peligro de manera visible, ciertos derechos innegables para una sociedad occidental del siglo XXI.
Javier y Mario tampoco podrán tener un hijo pero Akram, pakistaní de nacimiento tendrá su locutorio aunque él crea que una mujer ha de ser apedreada e incluso asesinada por cometer adulterio.
¿Estamos realmente progresando?
...LO DUDO